Jon Sobrino, ni sublime ni aislado

 

 

sobrinoPues sí, Jon Sobrino, le ha respondido varias cosas al obispo de Bilbao y presidente de la Conferencia Episcopal. Entre ellas le dice que no se siente ni “sublime ni aislado” y remata la faena diciéndole que humildes tienen que ser todos, desde el último sacristán al obispo de Roma.

Este Jesuita teólogo es el autor del libro “Fuera de los pobres no hay salvación”

Por él y por todo lo que hace esta magnífica persona, comprometida con la humanidad

Aflojo con tres vueltas el tornillo

Anuncios

2 pensamientos en “Jon Sobrino, ni sublime ni aislado

  1. Hola! desde luego Jon Sobrino debe ser muy parecido a un personaje que era amigo de mi familia paterna, de esto hace un montón de años.

    Era un sacerdote, pero no de los que la humildad no iba con él, al contrario, llegó a un cargo alto, dentro de la jerarquía eclesiástica, hablo de los años 60, ese hombre que no voy a decir su nombre, no porque viva, al contrario se mató en un accidente de tren que hubo entre Madrid y Bilbao hace muchos años, y supieron que era él, por la teja, que siempre se la hacía en la misma tienda, de siempre en Madrid.

    Este personaje, que valía su peso en oro, siempre les dijo a mis padres, jamás obliguéis a nadie a ir a misa, quien quiera ir que vaya.. (eso fué cuando me conoció a mi una enana de 3 años); otra de sus aventuras, era que el se negaba a subir de cargo, decía que era muy feliz como estaba, con la gente de la calle (lo cual habla muy bien de él, y que se salía de toda norma).

    Y la tercera anecdota es que cuando estaba a punto de fallecer mi abuelo paterno, mi abuela le llamó para que le diera la extrema unción, a lo que mi abuelo se negaba, y este sacerdote vasco para más señas, le dijo a mi abuela “tranquila si el quiere hablar conmigo lo hará, pero yo no le voy a dar algo que el no quiere”.

    Ahora resultará jocoso, a finales de los 50 y principios de los 60, Monseñor Sagarminaga, era un Jon Sobrino. Solo que ahora uno vive en democracia. Monseñor, vivió y murió en Dictadura..

    Un abrazo, y ojalá hubiera “sacerdotes” que hablaran tan claro y raspado como Jon Sobrino, o uno de mis ángeles de la guarda Monseñor Sagarminaga.. (vasco igual que Jon Sobrino) y para que nadie se asuste, amigo de catalanes por los cuatro costados.. 😉

  2. Hola Memori@:
    Si hubiera más sacerdotes de los que describes y cito, posiblemente no pasaría lo que está ocurriendo. Siempre he creído que el hombre y la mujer necesitan tener algún tipo de fe. La que sea. No obstante de eso a ser manipulad@ como ocurre ahora y en tiempos pretéritos, media un abismo y por eso me “encabrono” tanto con este tema que en otro post cito y que, seguramente, seguiré citando a lo largo del tiempo, por ser necesario.
    Un saludo muy cordial…
    😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s