No soy normal, afortunadamente.

Mariano RajoyLa persona que ilustra esta publicación es el Sr. D. Mariano Rajoy Brey que es el Presidente del Gobierno de España.

Hasta aquí, todo más o menos sabido. Pero… todo tiene un pero.

Hace muy poco, este señor, se permitió el lujo de decir en un mitin o reunión con miembros de su partido, el archiconocido PP y digo archiconocido por su múltiples y variadas circunstancias:

(Vgr. Incumplimientos electorales, desmembración de la Sanidad Pública, la Educación, incremento del paro, subida de impuestos, incremento de la desprotección a los más débiles, creación ficticia del empleo con más trabajos temporales y con un salario basura, corrupción galopante y desvergonzada, financiación ilegal de su partido, según dicen los jueces instructores del caso, etc. etc.)

como digo, este señor se permitió el lujo o desatino de decir más o menos lo siguiente:

“Los seres humanos normales votarán al PP”

¿Qué puedo responder a ese dislate?  Se me han agotado las ideas y sólo me salen improperios o descalificaciones. Las dos no vienen al caso y no debo testimoniar más que aquello que ha dicho este político.

Afortunadamente, no tengo el perfil de “ser humano normal” según dice este individuo y por lo tanto, si nunca voté al PP, menos lo voy a hacer ahora por muchas y variadas razones y entre ellas, porque insisto, no soy normal, afortunadamente.

Pesimismo

Apocalipsis

Apocalipsis

Esta mañana no es especialmente grata para mi.

He estado echando un vistazo a todas las noticias del mundo –como hago cada día a pesar de los consejos de mis amigos y amigas para que no haga eso- y me he sentido muy mal.

Ahora le toca a Siria y no juzgo ni pretendo juzgar ni justificar las tropelías ni asesinatos de esa pobre gente realizadas por sus pobladores.

La política y los políticos y dirigentes del mundo entero, son una lacra para la humanidad y aunque sé y sabemos que la mayoría somos gente de bien, esos pocos nos están amargando la vida y por eso, no tenemos excusa para seguir impávidos ante sus actos desvergonzados, inmorales y disfrazados siempre con palabras y grandilocuentes y mentiras. Con hechos que disfrazan la realidad para ajustarla a sus espurios intereses.

Si lo hacemos -seguir impávidos- nos merecemos que nos hagan lo que sea y más. No obstante, si damos un repaso a la historia, veremos que esos milenios han estado siempre regidos por los mismos principios que los de ahora. La inmoralidad como base y argumento para todo.

Han cambiado los escenarios; los sistemas pero, básicamente, siempre es lo mismo. Inmoralidad, inmoralidad y más inmoralidad.

Como especie, el homo sapiens ha evolucionado de una forma asombrosa pero ha utilizado una gran parte de su escaso cerebro -aunque algunos digan que tenemos mucho- en hacer daño a sus semejantes y de esa espiral vergonzosa de involución, que no de evolución diría yo, no sabe o no quiere salir.

Por eso, aunque me juzguéis excesivo, manifiesto que como especie, el homo sapiens debe desaparecer de la faz de este planeta que hemos llamado Tierra, porque todo lo que toca lo destruye y encima, a los de su propia especie, también.

Beben y beben y vuelven a beber…

Mariano Rajoyhttp://politica.elpais.com/politica/2013/06/04/actualidad/1370371524_500113.html

La solución ha sido escasa ya que sus señorías no deberían poder tomar alcohol en el Congreso ni en el Senado. Ningún tipo de alcohol.

Al parecer se olvidan de que nadie les ha obligado a ser ni diputados ni senadores y si no les gusta que no puedan beber alcohol (cualquier tipo de alcohol) pues se dimite y a trabajar como cualquier ciudadano.

Prebendas, ninguna porque ya tienen bastantes.

Con tener el inmenso honor que les hemos concedido para que administren bien nuestro dinero, legislen bien, cobren un sueldo acorde con su trabajo -cosa que ahora no ocurre-  además de viajar en clase preferente y demás lindezas, ya tienen más que suficiente.

Si a eso le añadimos que no tienen los redaños o valentía de modificar el reglamento del congreso para que los diputados que tienen vivienda en Madrid no puedan cobrar esos 1.800 €, comprenderán perfectamente esa desafección y desprecio que sentimos por ellos la mayoría de los españoles que estamos aguantando recortes, descuentos y atropellos de todo tipo, por mor de tener una patria limpia de deudas; deudas que crearon los dirigentes y otra fauna pero que la estamos pagando los curritos.

Nadie va a la cárcel; nadie devuelve lo robado; se siguen pagando indemnizaciones millonarias a convictos y a banqueros imputados y en este país llamado España -muy pronto, Españistán-; siguen campando con todo el morro, los indeseables y sin que el pueblo llano e inocente de todas esas tropelías, se alce contra ellos.

Más pronto o más tarde llegará ese momento. No sé si lo veré, lo digo por la edad, pero se lo merecen.

Eso lo lo aseguro con absoluta convicción y con todo el desprecio que me merecen.

Addenda: Para que nadie se cree una imagen distorsionada de mi, de ser un santurrón, he de decir que me gusta beber cerveza, buen vino y buenos licores. Por eso mismo, si en los lugares públicos no se puede fumar, en el Congreso de los Diputados y en el Senado tampoco se debería poder consumir ningún tipo de alcohol.

Extraño País

MarianoNo sé, pero a la vista de lo que ha pasado, está pasando y pasará con toda seguridad, me da la impresión que este hermoso país está corrompido y podrido hasta la médula.

No hay vergüenza porque hay mucho sinvergüenza en todas las escalas sociales pero más, en donde hay cuota de poder y si ellos son los espejos en donde nos hemos de mirar y el ejemplo para la sociedad, estamos perdidos definitivamente.

Por estadística pura y simple, no me quedan muchos años de vida pero a los jóvenes se les está privando de una vida digna y honorable y eso, no tiene ningún tipo de perdón ni excusa.

Se diga lo que se diga, en España no existe la auténtica separación de poderes ya que de una forma u otra, están interconectados entre sí y de ahí que la sociedad esté harta de esa ilusión óptica que solo conduce al descrédito de nuestra democracia, por llamarla de alguna manera.

Con un cinismo que raya en el esperpento, los políticos que gobiernan tiene los cojones (perdón quería decir la cara dura) de decir que están contentos con lo que están haciendo y sus resultados. (Más de seis millones de parados y empresas y particulares que no reciben la ayuda bancaria que precisan para despegar y hacer crecer la economía)

Soy tonto, porque repito lo que ya se ha dicho en muchas ocasiones, pero es que me sale así, de pronto y sin pensarlo.

Se dan jubilaciones millonarias a delincuentes amnistiados, se pintan de blanco esas sepulturas llenas de podredumbre y se constata que es un país de ladrones; un país inmoral gracias a las buenas artes de los estamentos que deberían dar ejemplo de todo lo contrario a lo que están haciendo.

Los políticos todavía no se han enterado de que están a nuestro servicio y no al revés como ellos creen. Pero claro, llegará el día del “llanto y crujir de dientes” y entonces no habrá remedio para ellos ni para quienes participaron en ese festín inmoral y repugnante.

Honor… palabra que ahora está vacía de contenido y que ya casi nadie sabe qué significa.

Los inocentes

Mariano

¿Recordáis cómo se conmocionó Grecia y toda Europa cuando un farmacéutico griego de 72 años se suicidó porque no quería ser visto cogiendo comida de los basureros una vez que el Estado le había arruinado?

Pues en España,  ya ha comenzado la matanza de inocentes.

D. José  Miguel Domingo, de 53 años se ha suicidado antes de que la banca le quitara (aunque se lo quitará a pesar de estar muerto, a sus tres hijos) su vivienda y el local de su negocio como resultado de un latrocinio consentido por este gobierno que nos ha tocado padecer.

Mientras estaba escribiendo esta entrada, otro hombre, Manuel G.B. se lanza al vacío cuando iba a ser desahuciado. Seguirán más por supuesto, para vergüenza nuestra y de estos políticos que nos ha tocado sufrir.

Resulta del todo inaceptable que este país siga lleno de chorizos y que esos mismos chorizos, estén amparados por el gobierno con las excusas más estúpidas y mentirosas que jamás he oído.

Resulta del todo inaceptable que miembros de este gobierno que estamos padeciendo, provengan de entidades como Lehman Brothers que fue una de las causantes del desastre económico mundial y que cada vez que abren la boca, es como si se abriera la tapa de una cloaca (No me refiero a la halitosis, que seguramente la tienen por la cantidad de mierda que tienen en su conciencia -si es que saben lo que es eso-) y claro, ante esa pestilencia, todo el mundo se aparta y procura alejarse de semejantes individuos/as.

Resulta del todo inaceptable que Mariano salga fotografiado en NY con un buen puro en los morrillos, sacando humo antes o después -me da lo mismo- de soltar en la ONU la patochada del manido Gibraltar Español como una burla a todos nosotros, que es en definitiva lo que hace todos los días y nosotros lo consentimos y amparamos.

No miento, simplemente digo lo que hay y si no, ved los resultados de las elecciones Gallegas, que aunque han tenido 100.000 votos menos que las elecciones anteriores, en aplicación de esa extraña Ley D’Hont que los partidos “grandes” no quieren cambiar, resulta que tienen mayoría absoluta, cuando la abstención ha sido enorme. ¿Alguien lo entiende? Yo no. Eso sí… Mira la foto de abajo y verás humo, mucho humo. Saca tus conclusiones.

Resulta del todo inaceptable que este gobierno nos haya mentido desde el primer día y no se le pueda procesar por incumplimiento de todo su programa electoral ni que tengan la honradez de convocar nuevas elecciones habiendo crecido el número de desempleados hasta los seis millones.

Siguiendo con el tema inicial. No resulta aceptable que el 90% de las ayudas del año 2010 fueran a parar a los bancos al 1% y que estos, invirtieran ese dinero comprando deuda pública para obtener una rentabilidad del 5 o 6% sin mover un dedo y que ese dinero recibido del Estado, es decir, de todos nosotros que somos los “paganos” y que a nosotros, los “paganos” esos mismos bancos que han recibido esa ayuda tan rentable, nos estén apretando las clavijas de forma tan desmesurada sin tener la más mínima ética. Me refiero a que ya que nosotros -el pueblo- les hemos ayudado económicamente para que obtengan unos beneficios muy sustanciosos, tengan una conducta honorable y encuentren fórmulas -que las hay- para que nadie sea desahuciado en esta época de crisis que el pueblo no ha provocado sino que ha sido motivada por la avaricia, codicia y mala praxis de esos mismos bancos.

Conclusión… Este es un país de chorizos.

Echad un  vistazo a este vídeo, por favor:

25 de septiembre de 2012

En ese día, ocurrieron varias cosas.

MarianoDe una parte, Rajoy hablando en la ONU sobre un tema que ya huele: Gibraltar. Supongo que para distraer la atención sobre otros asuntos mucho más serios.

Como tuvo que intervenir después de que lo hicieran 30 oradores, la presencia de miembros de la ONU estaba muy disminuida y le escucharon algo así como tres gatos.

No se arredró y metió caña con el manido asunto que antes he dicho: Gibraltar y luego, haciendo gala del cinismo más absoluto, defendiendo aquello que propuso Rodríguez Zapatero en su momento: La “Alianza de Civilizaciones” y que él denostó con los comentarios más desagradables posibles.

Le ha cambiado el nombre a esa “Alianza” para disimular pero su objetivo, claro está, es buscarse un lugar en el Consejo de Seguridad, además de conseguir la foto más deseada. Aquí está:

Familia Obama y Rajoy

Familia Obama y Rajoy

Por otra parte, Rajoy nos estruja la economía familiar y nos pide esfuerzos y austeridad pero él y supongo que todo su gobierno, no se aplican ese cuento.

Lo digo porque según informa Interviu él en sus vuelos no se priva de nada. Solomillo de ternera, Rodaballo, vino de Rioja y de Rueda, cervezas y Whisky, etc.

En un vuelo anterior a a la cumbre del G20,  se consumieron dos botellas de Cardhu, dos de Johny Walker, una de vodka, tres de ron Brugal y dos de ginebra Beefeater. Fuente: Faro de Vigo Otra fuente: El Plural 

¿A que hay que tener mucho cuajo y desvergüenza para hacer eso con nuestro dinero?

Cuando la ética, la decencia y la honradez impregne a todos los políticos y por ende a toda la sociedad y lo digo porque esta desvergüenza de los políticos va calando en la sociedad como una lluvia fina y hace parecer que todos estos chanchullos se corresponden con la vida normal, comenzaremos a vivir como auténticos ciudadanos. Hasta que no ocurra eso, seguiremos sufriendo esta ignominia, si no ponemos remedio.

Sigue leyendo